Reseña Histórica

Nuestro trabajo se funda en la pasión por abrir a la humanidad caminos de vida, de verdad y libertad. Desde sus orígenes, el carisma de la Orden de Predicadores consiste en “la salvación de las almas”, mediante la predicación. El amor por la predicación es la señal distintiva de todas las ramas de nuestra Orden. Esta tarea común de la predicación es la promesa de la experiencia de un Cristo vivo, a quien se le puede encontrar y a quien se le puede hablar.El evangelio que predicamos es la Buena Noticia a los pobres. Comprometiendo nuestra vida con ellos, nos convertimos en destinatarios de su evangelio. Para ir a su encuentro, nuestra predicación nos invita no a un compromiso en una actividad pastoral local, sino a una movilidad apostólica, por eso Domingo ha querido predicar según el modelo del Evangelio.La Orden de Predicadores ha nacido como familia; una familia que comparte el mismo carisma común de la predicación. Este fue el proyecto de Domingo. Esta familia dominicana, un ida en el s eno de la gran familia cristiana, no ha sido creada para ella misma, si no para que esté al servicio de la Iglesia en su misión en el mundo. Las ramas de la familia dominicana son múltiples: frailes, monjas, congregaciones de hermanas, seglares en fraternidades, grupos de jóvenes, institutos seculares y sacerdotes seculares en fraternidad. Cada una tiene su carácter propio, su autonomía. Sin embargo todas participan del carisma de Santo Domingo, comparten entre ellas una vocación única de ser predicadores en la Iglesia. Más allá de la amistad y de la unión íntima entre las ramas diversas, se desarrolla la toma de conciencia de una complementariedad, de una responsabilidad mutua para trabajar juntos en el anuncio del Evangelio al mundo. Un auténtico espíritu de colaboración, entre hombres y mujeres, clérigos y seglares, activos, comienza a desarrollarse en toda la Orden.Nuestra familia dominicana se consagra a Dios siguiendo a Cristo bajo la mirada de María Inmaculada y comprometiéndose a permanecer fieles al espíritu y al proyecto de Santo Domingo. Destinadas al amor que es la vida misma de Dios, fuentes de vida y de dinamismo. Ahí está nuestro gozo. La familia religiosa fundada por Eduviges Portalet, iluminada por el espíritu contemplativo y apostólico de Santo Domingo de Guzmán se afilia a la Orden de Predicadores, el 8 dediciembre de 1884 gracias a la intervención del Beato Jacinto María Cormier, nuestro cofundador. La Congregación está presente en Francia, España, Italia, Argentina, Ecuador y Perú, desde estos espacios geográficos el espíritu de Eduviges Portalet en la luz de una fe tenaz, sólida y firme, revestida de sencillez, humildad y pobreza, despojada y valiente, transita por nuestros caminos, invitándonos a ser portadores de la Luz de Cristo para disipar las sombras y las tinieblas que impiden la esperanza, la verdad y el amor a la humanidad de hoy. En el tiempo de Eduviges los ciegos físicos que eran muchos por las situaciones sociales y políticas de su tiempo, la interpelaron grandemente, en la actualidad hay otros ciegos de fe, cultura, educación; que interpelan la vida de las dominicas de hoy. Por eso nuestra espiritualidad se expresa de una forma clara y sencilla en nuestrocarisma: “PREDICAR LA VERDAD Y PORTAR LA LUZ DE CRISTO”La Institución Educativa Particular “Beata Imelda”,fue fundada en 1959 por gestiones de la Reverenda Madre María Magdalena Stagnaro Servido, de la Congregación de Religiosas Dominicas de la Inmaculada Concepción, comunidad a la que pertenecen sus actuales propietarias y directivas. Lleva el nombre de “Beata Imelda” en memoria de Imelda Lambertini, una niña de profunda vida interior, que murió después de recibir por primera vez a Jesús Eucaristía. Fue creado por Resolución Directoral N ° 0292 del 11 de abril de 1959. Inició su labor educativa en su local de la Av. José Balta N ° 1131, el 1 de abril de 1960, con el Nivel Primario, siendo su primera Directora la Reverenda Madre María Magdalena Stagnaro Servido.En 1967, por Resolución Directoral Nº 0786 del 14 de abril de 1967 apertura el Nivel Secundario, egresando la primera Promoción el año 1971 la que llevó el nombre de su Patrona “Beata Imelda”. El año 1970 se inauguró el Nivel Inicial. Los tres Niveles funcionaron hasta 1991 en dos turnos: mañana y tarde y desde 1991 las labores
se realizan en un solo turno: mañana.Al cumplir los 35 años de vida institucional en el año 1995, se inauguró el nuevo pabellón de aulas para el nivel Primario y actualmente su infraestructura ha crecido al construirse el pabellón para Inicial.La modernización y desarrollo institucional permite brindar a la colectividad chiclayana y lambayecana una educación acorde con los intereses de la sociedad y de los avances de la ciencia y la tecnología, y al haber cumplido a la fecha 56 años de vida institucional, ha ganado prestigio y un buen lugar en el campo educativo a nivel regional y nacional.Tiene una plana docente de 40 profesores titulados y especializados por nivel y área. También cuenta con servicios especiales de Psicología y Enfermería, que atienden problemas relacionados con su especialidad. Además se desarrollan talleres de deportes, manualidades, danzas, artes, cocina y repostería para las estudiantes de los niveles primaria y secundaria.